incendios2Estos grandes incendios fueron más virulentos y quemaron más superficie hasta alcanzar una media de 1.800 hectáreas por cada incendio frente a las 1.430 hectáreas de la década anterior. El Dínamo, 01 de agosto de 2014.

Los grandes incendios forestales se incrementaron un 22% entre 2004 y 2013 respecto a la década anterior, según un informe de la organización ecologista WWF, que, no obstante, valora 2013 como “uno de los mejores en materia de incendios forestales de la última década”.

Estos grandes incendios fueron más virulentos y quemaron más superficie hasta alcanzar una media de 1.800 hectáreas por cada incendio frente a las 1.430 hectáreas de la década anterior, se asegura en “Los bosques después del fuego”, publicación de WWF elaborada en colaboración con la Fundación AXA.

La organización ecologista constata que “en muy pocos incendios se quema mucho“, así, si hace dos décadas en este tipo de incendios ardía el 28% de la superficie total afectada por incendios, entre 2004 y 2013 en apenas el 0,15% de los siniestros se quemó el 40% de la extensión afectada por los fuegos.

Por ello, teme que los incendios que afectan a más de 500 hectáreas “continuarán cobrando protagonismo en el actual contexto de cambio global y no podrán combatirse con nuevos y potentes hidroaviones, sino con una apuesta clara por hacer bosques más resistentes a posibles impactos”.

A pesar de que, entre 2004 y 2013, en el conjunto de los incendios se constata una reducción de los mismos, así como un aumento de la eficacia de los medios de extinción, no está justificado, señala WWF, “continuar incrementando la inversión”.

Ya no vale con invertir únicamente en avanzados dispositivos de extinción, sino que hay que evitar que los fuegos se produzcan y que las llamas se propaguen tan fácilmente como hasta ahora, según WWF, que insiste en la importancia de medidas de prevención.

En el último decenio han ardido en promedio 116.000 hectáreas al año, lo que ha supuesto una reducción del 22% respecto al mismo periodo de la década anterior y de un 49% respecto a dos décadas atrás.

Print Friendly, PDF & Email